Visita a Valladolid

Visita a Valladolid

Visita a Valladolid

Si estás de vacaciones en Tulum y realmente deseas explorar la zona y conocer sitios los cuales admirar y disfrutar, existe un hermoso Pueblo Mágico ubicado en el estado de Yucatán, llamado Valladolid. Es una ciudad verdaderamente mágica y pacífica, llena de atracciones como edificios coloniales y hermosos hoteles con el mismo estilo de arquitectura. También es un excelente punto de referencia para visitar otros sitios igualmente interesantes como Chichen Itza, Ek Balam o los hermosos cenotes de la península. ¿Qué puedes ver en Valladolid? Checa esta guía rápida de los lugares imperdibles de este hermoso pueblo.

El Parque principal

Justo en el centro de la ciudad se encuentra el parque central de Valladolid, un sitio lleno de jardines y árboles imponentes donde puedes dar un paseo y probar un delicioso y refrescante helado de coco que venden ahí mismo. En el centro del parque, se encuentra una fuente conocida como «La Mestiza» que rinde homenaje a las mujeres yucatecas. Aquí puedes comenzar a sumergirte en la cultura local durante el día y sentir su vitalidad y actividad local por las noches. Las calles que rodean el parque central a menudo están cerradas a última hora de la noche, mientras que hay espectáculos de danza y musicales.

Catedral de San Gervasio

Ubicada en la calle 39 entre 40 y 42, frente al parque del cantón Francisco en el lado sur, Esta catedral tiene vista al parque central y es una hermosa iglesia con arquitectura detallada. La catedral ofrece servicios diarios para que cualquiera pueda acudir si así lo decide. Está bellamente iluminada por las noches y a menudo se celebran bellas bodas mexicanas. Su interior es sencillo y tiene una zona de catacumbas con nichos que datan del siglo XVIII, totalmente accesibles al público.

Palacio Municipal

Frente al parque central, el palacio municipal es un edificio del siglo XVI con dos pisos, y en el segundo piso hay pinturas al óleo que narran pasajes sobre la historia de Valladolid. La vista desde los balcones es hermosa porque el parque y la Catedral de San Gervasio se puede observar desde aquí. Sin duda, un lugar que vale la pena visitar, donde podrá relajarse un poco y apreciar la vista, tomar fotografías y disfrutar del ambiente tranquilo de la ciudad de Valladolid.

Iglesia de la Candelaria

Frente a esta iglesia, hay un parque bellísimo y tranquilo en el que se llevan a cabo eventos culturales y comunitarios todos los fines de semana; Además, si estás aquí el 2 de febrero, puedes participar en la fiesta que se lleva a cabo en la iglesia, música local en vivo, comida típica de Yucatán y el mejor ambiente. Los españoles construyeron esta iglesia sobre una pirámide maya  que fue demolida, usando algunas de las piedras de la pirámide para construir la iglesia misma. Tomar una foto de este símbolo icónico de Valladolid es definitivamente una de las mejores cosas que hacer en Valladolid. Sólo asegúrate de verla durante el día y por la noche, ya que la vista es completamente diferente. 

Museo de San Roque 

Dentro de una casa del siglo XVI se ubica este modesto pero emocionante museo que exhibe piezas arqueológicas, utensilios de medicina de la antigua cultura maya y artesanías de una antigüedad considerable. Sin duda un lugar para visitar si está interesado en conocer La historia de Valladolid y la vida de la antigua cultura maya. Dale una oportunidad, estamos seguros de que no te arrepentirás.

Convento de San Bernardino de Siena

Solía ​​ser uno de los conventos de la Orden Franciscana en 1552, tiene grandes murales pintados a mano y vastos patios cerrados por paredes y también tiene un cenote con el nombre de Sis-Há, y hay una espaciosa explanada en el área circundante donde resulta encantador pasear y contemplar la construcción y los jardines.

Una visita a Valladolid es excelente para conocer la verdadera cultura y tradiciones de Mèxico. Si quiere darle un giro a tus vacaciones en Tulum y enriquecer tu visita, es un tour que no puedes perderte.

Visita a Chichen Itza

Visita a Chichen Itza

Visita a Chichen Itzá

Chichen Itzá es una de las Nuevas 7 Maravillas del Mundo de la UNESCO, y también un patrimonio de la humanidad. Esta zona arqueológica está ubicada directamente en el corazón de la zona maya y antaño fue una de las ciudades más importantes para la civilización maya. Por esto y más, Chichen Itzá es una de las mejores cosas por hacer si te encuentras de vacaciones en Tulum.

Durante tu visita, no te puedes perder de los puntos más destacables de la zona arqueológica de Chichén Itzá:

Templo de Kukulkán

Esta imponente pirámide se ubica justo en el centro de la zona arqueológica y es el símbolo más conocido a nivel mundial de la antigua cultura maya, se le conoce también como “El Castillo”.  Es un monumento dedicado al dios Kukulkán, la serpiente emplumada y dios del sol. Es un templo espectacular. Si tu visita es realizada durante el equinoccio de primavera o de otoño, puedes apreciar un espectáculo de sombras diseñado siglos atrás por los mismos mayas, en el cual una sombra con forma de serpiente se proyecta por encima de los escalones de una de las caras de la pirámide y comienza a descender por las mismas. Una ilusión óptica impresionante y algo que debes observar por lo menos una vez en la vida.

La pirámide está plasmada de referencias al calendario maya. Cuenta con 9 terrazas divididas en dos secciones cada una que da como resultado 18, que recuerdan a los 18 meses del calendario maya, es impresionante y un recordatorio de la increíble sabiduría y conocimiento de los astrónomos mayas.

Arena del juego de pelota

Dentro de la zona arqueológica de Chichén Itzá se encuentran al menos 8 arenas para el juego de pelota, un juego o ceremonia ritualística que los antiguos mayas practicaban para hacer sacrificios a los dioses, en el cual la meta era pasar una pelota de hule a través de un anillo ubicado en el centro de la arena. Los jugadores solo podrán pasar la pelota entre los miembros del equipo y a través de este anillo usando codos, hombros, cadera y tobillos.  Al final del juego los miembros del equipo ganador eran sacrificados (no los perdedores como podría pensarse) pues para la antigua cultura maya servir a los dioses era una máxima dentro de la cultura y religión.

La arena principal está cuidadosamente detallada con representaciones grabadas de serpientes en la roca de los muros y el anillo del juego y murales representando el propio juego el cual parecía ser bastante violento.  Lo importante es que lo veas con tus propios ojos y seas testigo de su magnificencia y esperamos que esta información te sea de utilidad para conocer un poco mejor de qué trata todo esto.

 

El templo de las calaveras

justo a un lado de la arena del juego de pelota se encuentra el Tzompantli o templo de las calaveras, este es uno de los sitios o templos más fascinantes y un tanto tenebroso también. Es una plataforma baja cubierta por cráneos tallados por todos lados, aquí eran exhibidas las cabezas de los sacrificados por ceremonias y también por el juego de pelota.  

El observatorio o Caracol

Este es un edificio con forma circular encima de una gran plataforma cuadrada que data de 906 A.C. aproximadamente, se cree que fungía como un observatorio en donde los antiguos astrónomos mayas podían estudiar los fenómenos celestes, enfocado en la trayectoria de venus debido a su ubicación. Es un edificio muy especial pues destaca una de las principales funciones que se desarrollaban en esta antigua ciudad maya y la importancia que los antiguos mayas le prestaban a las estrellas y otros cuerpos celestiales, estando allí puedes sentir la pasión de estos astrónomos de la antigüedad. Como último dato curioso el nombre que se le da de “el caracol” se debe a las escaleras con forma de espiral que en su interior se encuentran.

Templo de los guerreros

Este templo es una gran pirámide escalonada y su nombre se debe a las columnas talladas que la rodean, cada una de estas representando guerreros de pie que dan la sensación de ser guardianes en vigía del templo, esta edificación es similar a la que se encuentra en Tula, Hidalgo de la capital tolteca conocido como Templo B, lo que nos da indicios de un cruce entre ambas culturas, sin embargo el templo de los guerreros de la zona arqueológica de Chichén Itzá es de un tamaño mayor. En la parte superior de la escalera ya en la cima del templo se encuentra una estatua que representa a una figura reclinada apoyándose en sus codos con un disco sobre su estómago, al que se le conoce como Chac Mool. Este templo es increíble como muchos monumentos mas que se encuentran en esta zona arqueológica.

Sabemos que leer sobre Chichen Itzá no es tan emocionante como una visita real, por lo que si estás buscando cosas por hacer en Tulum, asegúrate de programar una visita a este impresionante sitio para disfrutar de una experiencia inolvidable.

 

Coba

Coba

Coba

Uno de los sitios arqueológicos más importantes cerca de Tulum es Cobá, pero es probable que no hayas escuchado mucho sobre este lugar en comparación con otros sitios populares como Chichén Itzá, pero Coba es un vestigio realmente hermoso que no puedes perderte cuando visitas Tulum.

Coba fue una ciudad importante para la Civilización Maya y llegó a tener una población estimada de más de 50,000 habitantes en su apogeo. A lo largo de sus “caminos blacos” (llamados sacbe) se encuentran distintos monumentos y edificios altos y ya que este sitio no ha sufrido tantas alteraciones en aras del turismo, visitarlo te da la sensación de explorar un lugar sin descubrir. 

Se cree que Cobá fue una vez la ciudad más poderosa de la región, desde donde se controlaban tierras de cultivo, rutas comerciales y las fuentes de agua de la región. Al n ser un sitio tan popular, el lugar nunca está realmente abarrotado de turistas, por lo que puedes disfrutar de un montón de tiempo admirando la piedra tallada, los impresionantes edificios y, por supuesto, la vista desde la cima del gran Templo de Nohoc Mul, una impresionante pirámide de 138 pies de altura con 120 escalones de piedra que puedes escalar. Puede que no sea fácil, pero una vez que llegues a la cima, entenderás que valió la pena la subida. El exuberante paisaje de la selva que se extiende en todas las direcciones es un espectáculo fascinante que definitivamente debes contemplar. 

Visitar Coba es una actividad ideal para disfrutar con la familia y los amigos por su versatilidad. Puedes explorarla caminando por los senderos de la selva, pero también puedes alquilar una bicicleta en la entrada para una experiencia completamente diferente, recorriendo el sitio mientras pedaleas. Las personas con dificultades para caminar o que simplemente no quieren, pueden alquilar un «bicitaxi» que lo lleve a cada uno de los puntos destacados del sitio. También puedes contratar a un guía profesional para aprovechar al máximo su visita y aprender todo sobre el lugar. 

Para que tu visita sea óptima, no olvides llevar ropa cómoda, zapatos adecuados para caminar o tenis (no uses chanclas, te arrepentirá de llevarlas), protector solar biodegradable y repelente de insectos, sombrero o gorra y dinero en efectivo para los souvenirs.

Una visita a Coba no está completa sin darse un chapuzón en las refrescantes aguas cristalinas de un cenote. Hay muchas de estas espectaculares piscinas naturales en los alrededores y están abiertos para los visitantes, así que no olvides tu traje de baño y equipo de snorkel.

Así que ya sabes! ¡Visita Coba desde Tulum y haz que tus vacaciones sean inolvidables!

 

Diferentes tipos de cenotes cerca de Tulum

Diferentes tipos de cenotes cerca de Tulum

Diferentes tipos de Cenotes cerca de Tulum

Tulum es más que playas de arena blanca con olas de color turquesa que se estrellan en la orilla y saborear cocteles o cocos frescos en tu camastro mientras el sol besa tu piel. Aunque esto parece una forma perfecta de pasar el día (o la vida), en Tulum hay mucho más que hacer para que tu visita sea aún mejor. Una de las mejores actividades es visitar los cenotes. ¿Has escuchado de ellos? 

Los cenotes son sumideros naturales de aguas cristalinas y una impresionante vegetación, que se formaron por el impacto de un meteorito en la Península de Yucatán hace miles de años (el mismo responsable de la extinción de los dinosaurios) y por otros eventos naturales que se han dado desde entonces, incluida la filtración de agua de lluvia a la piedra caliza. 

Estas maravillas naturales han existido desde hace siglos. La civilización maya,los consideraba entradas a Xibalba, el inframundo. También fueron importantes fuentes de agua para los primeros pobladores mayas. Estos maravillosos ecosistemas son el hábitat de una extensa y diversa flora y fauna, como peces, ranas, aves y muchos árboles coloridos y plantas exóticas. 

Hoy en día, los cenotes son uno de los principales atractivos de la Riviera Maya y por supuesto, de Tulum, ya que no se pueden encontrar en ningún otro lugar del mundo. Hay diferentes tipos de cenotes disponibles, todos diferentes pero preciosos. Echa un vistazo a esta guía rápida y recomendaciones para algunos de los cenotes más increíbles que puedes visitar durante tu estadía en Alma Tulum.

Cenotes abiertos

Este tipo de cenote es el más popular entre las familias y amigos que buscan divertirse en el agua. Son como grandes estanques de agua cristalina donde los rayos del sol chocan con las rocas y la vegetación submarinas, proporcionando un espectáculo único de color y vida. Los cenotes abiertos son excelentes para bucear, echarte un clavado o inclusocaer desde tirolesas y la mayoría de ellos no son tan profundos. Uno de los cenotes abiertos más hermosos cerca de Tulum es Cenote Nicte-ha, un paraíso paradisíaco muy tranquilo, ideal para quienes buscan paz en armonía con la naturaleza, pero también para pasar un divertido día nadando. Las plantas que flotan en la superficie y la belleza de los árboles de los alrededores lo convierten en uno de los lugares naturales más increíbles que jamás haya visto. Encuéntralo a 22 km al norte de Tulum.

 

 

 

Cenotes semiabiertos

Estos cenotes tienen lo mejor de dos mundos: una parte abierta rodeada de palmeras y vegetación y un sistema de cavernas donde la luzse filtra de forma mágica, lo que lo convierte en una delicia para el snorkeling. Una vez que entras en la cueva, podrás ver estalactitas y estalagmitas, e incluso tendrás la oportunidad de ver algunas tortugas pequeñas. Es un excelente lugar para bucear también. Gran Cenote es uno de los más populares, así que asegúrate de visitar temprano en la mañana para evitar las multitudes. Encuéntralo a unos 3 kilómetros de Tulum en el camino a Coba. 

Cenotes de caverna

Los cenotes de caverna se encuentran debajo del agua y de la tierra. Son extensos sistemas de cuevas conectados entre sí, que no se han explorado en su totalidad. Uno de los cenotes de caverna más importantes es Dos Ojos, un paraíso para los buzos, con más de 67 km de rutas submarinos descubiertas. Tiene 120 metros de profundidad. ¿Te atreverías a confirmarlo? La visibilidad en este cenote es excelente tanto para practicar el snorkel como para el buceo, y lo encuentras 20 kilómetros al norte de Tulum.

Ten en cuenta que no hay mejor manera de refrescarse del clima tropical (especialmente durante la primavera y el verano) que nadando en los cenotes, así que asegúrate de apartar un día de yus vacaciones en Tulum para visitar uno (o dos) de estas maravillas naturales únicas en el mundo.